El ahorro inesperado para las empresas

Durante las últimas décadas, el mundo laboral ha experimentado numerosos cambios. Innovación, nuevas tecnologías, formación continua cada vez más especializada, y cambio caracterizan parcialmente una organización contemporánea.

El teletrabajo se ha puesto cada vez más de moda como una alternativa para conciliar la vida familiar con la vida laboral y para poder ´´estar en varios sitios a la vez ´´cuando se requiera. Y dada la crisis sanitaria actual, se ha impuesto como una opción para que las empresas puedan seguir su actividad laboral.

Los desplazamientos por temas laborales se convierten en cada vez más necesarios y cada vez son más las empresas que eligen los Vehículos de empresa de renting por los beneficios que, como veremos a continuación, conllevan.

¿Qué es el renting para empresas?

El renting es un servicio de alquiler de vehículos a largo plazo, que incluye todo lo referente al proceso de compra. Las empresas pagan una cuota mensual fija (durante 2, 3 o 4 años normalmente) para que los empleados puedan utilizar los coches durante sus actividades laborales.

Este precio incluye todos los gastos de mantenimiento, revisiones, seguro a todo riesgo, asistencia en carretera, impuestos, neumáticos, posibles averías, etc. por lo que puede ser una inversión muy rentable para las organizaciones.

Sin embargo, los clientes, que pueden ser grandes empresas, pymes o autónomos, no son propietarios durante el periodo de alquiler, sino que se consideran usuarios. Al finalizar el contrato, existe la posibilidad de compra.

Los vehículos de alquiler pueden ser de cualquier marca, modelo o año para cualquier tipo de organización, empleado y ocasión.  Es una manera fácil y rápida para que las organizaciones dispongan de coches nuevos sin necesidad de realizar una inversión inicial exagerada.

Ventajas del renting para empresas

El renting permite que las empresas puedan disponer siempre de la flota necesaria para el desarrollo de sus actividades, entre muchos otros beneficios que veremos a continuación. No importa el tamaño de la organización, el renting puede ser la solución perfecta.

Ahorro económico

Una de las principales ventajas del alquiler de coches a largo plazo para empresas, es el ahorro económico que conlleva.  De las posibles averías, impuestos, seguros o imprevistos se encargará la empresa de renting.

Ventajas fiscales

El renting se considera como un gasto y no como una inversión. Esta opción permite una deducción de entre el 50% y el 100% del IVA de la factura, en función del uso del coche (privado o comercial) y de la naturaleza de la actividad laboral.

Imagen corporativa de las empresas

Con los vehículos de renting, una organización puede renovar frecuentemente su flota (cada 3-4 años), lo que mejorará la imagen de la compañía y además, motivará a los trabajadores.

Es una inversión garantizada a mayor escala porque permite a la empresa contratante estar a la última y personalizar su marca. Existen vehículos de todo tipo, para cada necesidad y tipo de empresas, dotados con las últimas tecnologías y con el máximo confort.

Seguridad financiera

Otra de las grandes ventajas que proporciona el servicio de renting es la cuota fija del alquiler, ya que no se ve afectada por los cambios de inflación, tipos de interés u otros imprevistos.

Además, tener una cuota fija, permite a las empresas la planificación de los gastos.

Riesgos menores

Adicionalmente, en la contratación del renting los riesgos para la propia seguridad de los usuarios son menores, al ser coches nuevos que cumplen con los más altos estándares de seguridad, ergonómicos y totalmente seguros.

Sin gestiones ni preocupaciones

Generalmente, las compañías de renting se encargan de realizar todas las gestiones y trámites relacionados con la flota contratada por una determinada empresa. Los clientes, por tanto, no tendrán que ocuparse de nada.

Por otra parte, ello supone un ahorro de tiempo y de recursos que se traduce en beneficios económicos.

Tecnología, sostenibilidad y eficacia

Los coches y las furgonetas de renting son de última generación. Estos vehículos están dotados con tecnología  de lo más avanzada y de primera calidad, sistemas de seguridad modernos, dotaciones de última generación y un rendimiento muy eficaz.

Además, el renting está ayudando a la repentina necesidad de independencia logística y rapidez, gracias a las furgonetas de renting. Otro de las grandes ventajas de contratar este tipo de servicio.

Disponibilidad y asistencia todo el día

La mayoría de las compañías que alquilan coches para empresas ofrecen vehículos de sustitución para cualquier imprevisto. De esta forma, la actividad laboral no se verá interrumpida.

El renting es la solución perfecta que ajusta a las necesidades de cada organización, autónomo o persona física.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.